Un(a) niño(a) de tercera cultura (TCK / 3CK) o niño(a) trans-cultural es "una persona que, como menor de edad, pasó un período extenso viviendo entre una o mas culturas distintas a las suyas, así incorporando elementos de aquellas a su propia cultura de nacimiento, formando una tercera cultura."

CLICK HERE TO READ BLOG ENTRIES IN ENGLISH <<<>>> CLIQUEZ ICI POUR LIRE LE BLOGUE EN FRANÇAIS

domingo, 25 de agosto de 2013

El Arte de la Burocracia


No importa donde uno viva en este globo terráqueo flotando por el universo infinito, existe una verdad constante: quizás no tenga ganas de hacerlo, sueña tener uno mejor o está arrancándose el pelo en busca de uno. Y sí… me refiero a un empleo. El dinero no es todo, pero como ayuda y la Madre Patria no es una excepción.



Cuando volví a mi linda tierra natal, el gobierno de Ontario me hizo pasar por un tremendo mambo para obtener un permiso de conducir (es entendible viendo que nunca antes había manejado) y por el seguro de salud público. Ontario aún depende en gran parte de un sistema de salud social respaldo por los impuestos del ciudadano. Para que se abran esas puertas a la “salud gratis”, el abracadabra necesario es de vivir seis (6) meses en la provincia. Antes de eso, no se vaya a enfermar o lesionar. No sólo duele pero puede salir caro.

Mi compañero de piso en Barcelona me informó que antes de empezar a trabajar y abrir una cuenta de banco, iba a necesitar un NIE (Número de identidad del extranjero). Este número de identificación es necesario para convertirse en un ciudadano español común y corriente. Para eso, debía presentarme a las 6:00 AM para hacer fila delante del edificio de Extranjería en Mare Magnum dado que sólo dejaban entrar un cierto número de personas antes del mediodía.

El Reino Unido es seguramente el líder en la creación de hacer filas, pero el Canadá no está nada lejos en igualarlo en cuanto a la producción inútil de papeleo al por mayor. Obligamos a todo canadiense de hacer fila y creo que nadie en este planeta ha llegado a nuestro nivel. Desde el café de Tim Horton’s por la mañana hasta pagar las cosas compradas en la tienda de dólar, somos expertos. Yo nací listo para hacer esa fila en extranjería. ¡Venga tío!



Lo más sorprendente para mí en este proceso del NIE, es que si uno llega temprano, el trámite burocrático no tarda ni un día en hacerse. Claro que deben estar preparados para llegar dos horas antes de que se abran las puertas al templo de la gloria, pero de allí, empieza el camino hacia el progreso. Si desea más informaciones sobre el NIE, no dude en visitar este sitio.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada